La situación de la provincia es grave. Existen atrasos en los días de entrega de test y empieza a resentirse el sistema sanitario.

Tucumán informó 809 casos de contagio desplazó a la Ciudad de Buenos Aires, con 628 casos positivos, al quinto lugar en cantidad casos positivos diarios. La cifra de la provincia norteña es la más alta desde que comenzó la pandemia. Además, los muertos fueron 17.

La provincia de Buenos Aires sigue encabezando el reporte diario de cantidad de infectados. Le sigue Córdoba y Santa Fe. Ahora aparece Tucumán en el cuarto lugar desplazando a la Ciudad al quinto.

Pero Tucumán es una de las provincias más complicadas con los contagios que parecen fuera de control. Una de las claves pasa por la densidad poblacional de la provincia, en especial de San Miguel de Tucumán.

La situación es grave. Existen atrasos en los días de entrega de test y empieza a resentirse el sistema sanitario. A esto se suman los contagios de varios ministros y funcionarios del gobierno de Luis Manzur.

El gobierno de Manzur venía negando la existencia de circulación comunitaria y había apostando a un “bloqueo” total de la provincia que incluso fue votado por la Legislatura local, en una acción que para la oposición tuvo más de marketing político que de criterio sanitario. Una acusación similar que provocó la promoción del suero de llama, como gran solución para los efectos más duros de la pandemia.

Durante muchas semanas Tucumán logró controlar con éxito la pandemia, al punto que pasó a fase 5 con apertura de bares y restaurantes (ahora puesta en duda por el gobierno) y era una de las provincias donde se diagramaba el regreso de las clases.

El crecimiento de los contagios en esa provincia es impactante. Hacia el 21 de agosto comenzó a registrar unos 100 casos diarios. Sin embargo, una semana más tarde, los casos diarios llegaban a casi 200.

Las estadísticas indican que el 84,5% de los casos positivos desde marzo hasta estos días se produjo a lo largo del mes de septiembre. En esa línea, también se observó que la curva de decesos evidenció un marcado incremento en septiembre.

En tanto, en los últimos 26 días se constató el 80,5% del total de las muertes acumuladas desde que se declaró la emergencia sanitaria por covid-19.

Paradójicamente, el cierre de las fronteras que dispuso Manzur coincidió con la aparición de más casos, todos a partir de “importados” de zonas como el AMBA. Es que la apuesta de “cero contagios” tiene un obstáculo muy grande en la realidad y es que las provincias están interconectadas y necesitan abastecerse especialmente de Buenos Aires. Eso, más allá de cualquier disposición legal, hace muy difícil frenar los contagios.


LPO

Comments are closed.