Pfizer y BioNTech comenzaron los ensayos clínicos para una vacuna combinada contra Covid y gripe

Buscarán un fármaco único para abordar las dos enfermedades respiratorias graves. Por ahora los ensayos de Fase 1 se realizan en Estados Unidos.
Compartí el artículo

Las compañías farmacéuticas Pfizer y BioNTech anunciaron este jueves que comenzó el ensayo clínico en personas de la fase 1 de una vacuna candidata combinada para la influenza (gripe) y la Covid-19, con el objetivo de abordar dos enfermedades respiratorias graves con un solo inmunizante.

Se trata de una vacuna con tecnología de ARN mensajero que combina la de Pfizer que cubre cuatro cepas de influenza y que actualmente se encuentra en la Fase 3 de desarrollo clínico, y la bivalente (cepa original y Ómicron) contra Covid-19 de BioNTech.

El estudio de fase 1 aleatorizado patrocinado por BioNTech “está diseñado para evaluar la seguridad, la inmunogenicidad y el nivel de dosis óptimo de esta vacuna combinada y se realiza en Estados Unidos”, se informó.

El objetivo es inscribir 180 voluntarios sanos de 18 a 64 años de edad, con un período de seguimiento de cada participante de seis meses.

Tecnología de ARNm

“La flexibilidad y velocidad de fabricación de la tecnología de ARNm ha demostrado que es adecuada para otras enfermedades respiratorias”, señaló Annaliesa Anderson, vicepresidenta sénior y directora científica, de Investigación y Desarrollo de Vacunas de Pfizer en un comunicado difundido por las compañías.

La especialista añadió que “incluso con las vacunas contra la influenza estacional existentes, la carga de este virus es grave en todo el mundo y causa miles de muertes y hospitalizaciones cada año”.

Ugur Sahin, CEO y cofundador de BioNTech, indicó por su parte que “al combinar ambas indicaciones en un enfoque de vacuna, nuestro objetivo es brindar a las personas una manera eficiente de recibir la inmunización contra dos enfermedades respiratorias graves con virus en evolución que requieren una adaptación de la vacuna”. Y agregó que “los datos también nos proporcionarán más información sobre el potencial de las vacunas de ARNm para abordar más de un patógeno”.

Esta es la cuarta colaboración entre Pfizer y BioNTech en el campo de las enfermedades infecciosas, luego de la que llevaron adelanta para la vacuna contra la influenza iniciada en 2018, a la que siguió la que desarrollaron para la vacuna contra Covid-19 iniciada en 2020 y otra para la vacuna contra el herpes zóster iniciada en 2022. (DIB)

Compartí el artículo