Restituyó en sus cargos a Bertuzzi y Bruglia de manera provisoria hasta que sean designados magistrados titulares en esos lugares.

La Corte Suprema de Justicia dispuso este martes que los jueces Pablo Bertuzzi y Leopoldo Bruglia podrán permanecer en los cargos a los que fueron trasladados pero de manera provisoria hasta que sean designados magistrados titulares en esos lugares, según el procedimiento de rigor establecido por la Constitución, que incluye el concurso.

De esta manera, Bertuzzi y Bruglia deberán dejar los cargos a los que fueron trasladados durante el Gobierno de Mauricio Macri, pero de acuerdo a la resolución del máximo tribunal su salida no será inmediata sino que se ejecutará una vez que se hayan realizado los nuevos concursos para ocupar sus vacantes.

Con un fallo dividido, la mayoría de tres jueces que conformaron Ricardo Lorenzetti, Horacio Rosatti y Juan Carlos Maqueda -con el voto concurrente de Elena Highton y la disidencia de Carlos Rosenkrantz- rechazó la presentación de los camaristas, quienes pretendían que la Corte los ratificara en sus puestos en la Cámara Federal, adonde habían llegado por traslados que pidió la gestión Macri.

Además del traslado de Bruglia y Bertuzzi, desde el oficialismo también cuestionó la llegada de Germán Castelli al Tribunal Oral Federal 7. La Corte no se refirió específicamente a su caso (se espera que lo haga el jueves), pero se espera que su nombramiento en el TOF 7 se convierta también en provisorio, hasta tanto se haga un concurso para ocupar su puesto.

En el fallo, el máximo tribunal deja en claro que los traslados de jueces nunca pueden ser definitivos, porque no hay ninguna ley ni resolución de la Corte que lo permita, y porque esa situación choca con el mecanismo previsto en la Constitución para nombrar jueces, que indica que los candidatos para ocupar vacantes en los juzgados son nombrados por el Presidente de la Nación con acuerdo del Senado, luego de pasar por un concurso en el Consejo de la Magistratura. Según la Corte, si se habilitara la posibilidad de trasladar jueces de un tribunal a otro de manera definitiva, cada gestión de Gobierno podría moldear la Justicia a su gusto.

La Corte también le pidió al Consejo de la Magistratura que haga los concursos para nombrar a los jueces para ocupar las vacantes, declaró inconstitucional el reglamento del Consejo que habilitó los traslados y exhortó al Congreso a que haga una ley para regular el modo en que pueden hacerse los traslados de magistrados.

Bruglia y Bertuzzi era jueces de tribunal oral en Comodoro Py 2002. En 2018, ambos fueron trasladados por decisión de Cambiemos a la Cámara Federal, donde confirmaron fallos contra Cristina Fernández de Kirchner por corrupción.

Ya con Alberto Fernández en el poder, el Frente de Todos avanzó en el Consejo de la Magistratura con un trámite para anular esos traslados, con el argumento de que los jueces requerían y no tenían acuerdo del Senado para los nuevos cargos. El Senado negó esos acuerdos y el presidente Fernández dictó decretos que ordenaron el regreso de los jueces a los lugares que ocupaban en 2018.

Ahora, el oficialismo que controla el Consejo de la Magistratura y tiene mayoría en el Senado, intentará avanzar cuanto antes con la designación de nuevos jueces en tribunales que están vacantes. Sin embargo, probablemente Bruglia y Bertuzzi mantendrán por varios meses sus lugares en la estratégica Sala I de la Cámara Federal, donde se definen las causas que más preocupan al poder político. 

DIB

Leave A Reply