“Quisiera que todo esto sea una pesadilla”: la historia de Juan Pablo, el niño que perdió la vida por COVID en nuestra ciudad

Según comentó Ángela, su madre, Juan Pablo cursó el COVID-19 con mucha fiebre. Perdió la vida el sábado a la noche. “No me cabe en el alma tanto dolor”.

En la mañana de ayer, la comunidad de Pergamino se conmovió ante la noticia del fallecimiento de un niño de 13 años a causa del COVID-19. Él, junto a otras siete personas, perdieron la vida en las últimas horas a causa de la enfermedad que continúa haciendo estragos en Pergamino, Argentina y el mundo.

Juan Pablo tenía apenas 13 años de edad, y se convirtió, lamentablemente, en la víctima fatal más joven en nuestra ciudad. Con él, según la última actualización del parte epidemiológico, son 287 las personas que murieron en nuestra ciudad desde el comienzo de la pandemia.

Aunque en el informe epidemiológico se indicó que el niño no sufría patologías previas ni tenía factores de riesgo, se pudo conocer que Juan Pablo Ortiz tenía autismo y era convulsivo febril desde su nacimiento.

Una noche marcada por la tragedia

Según indicó Ángela Noda, la mamá de Juan Pablo, el niño comenzó transitando el virus de forma intensa. En una declaración con el semanario El Tiempo de Pergamino, Ángela contó: “Empezó con COVID-19 el domingo pasado, cuando levantó fiebre. Logramos bajársela y se estabilizó. De pronto, empezó con tos y el viernes a la tarde empezó a levantar fiebre nuevamente”.

En este sentido, continuó: “Estuve cuatro horas intentando bajarle la fiebre, y no podíamos bajársela. Estuvimos casi todo el tiempo en la ducha. Recurrimos a un medicamento inyectable para lograr bajarle la fiebre”.

Juan Pablo transitaba la enfermedad como la mayoría de los pacientes, con un cuadro gripal y mucho cansancio, además de malestar muscular. En un fin de semana en el que, constantemente, su familia buscaba maneras de bajarle la fiebre, Juan Pablo vivió sus últimos minutos de vida.

“La última vez que hicimos la maniobra de ducharlo para que bajara la fiebre a 37 grados fue a sentarse a su sillón, en el que siempre se sentaba, y se durmió”, reconstruyó su madre sobre los últimos momentos. “Me dijeron que hizo un paro cardíaco y que el COVID-19 provoca estos desenlaces principalmente en las personas obesas”, cerró el relato con El Tiempo compungida.

El pesar de la población

Las condolencias no tardaron en llegar en las redes sociales. De hecho, solo en las redes de Radio Criterio (FM 88.1) y PUNTOS DE VISTA, los vecinos expresaban su dolor a raíz de la pérdida del joven.

“No me cabe en el alma tanto dolor, no puedo explicar con palabras lo que siento, solo sé que pasaste por nuestras vidas para llenarla de luz”, escribió en Facebook Cintia, mamá de Tiziano, un amigo de Juan Pablo.

“Tu partida injusta nos deja con una impotencia y odio. Virus de mierda. Odio todo esto, quiero despertar y que haya sido todo una pesadilla. Te amo, Juan. Fuiste mi hijo postizo, mi hijo de corazón, y hoy una parte de mí se fue con vos”, publicó Cintia adjuntando imágenes del niño.


Con información y foto de portada de El Tiempo. PUNTOS DE VISTA.