Pergamino vuelve a fase 1 durante el fin de semana: ¿qué se podrá hacer y qué no?

Tal como estipuló el Gobierno nacional —y adhirió el Provincial— las ciudades que se encuentran más complicadas en función al número de contagios de COVID-19, durante este fin de semana, retornarán a una fase más estricta de confinamiento. Pergamino está incluida.

Como consecuencia, quedarán suspendidas las actividades sociales, económicas, educativas, religiosas y deportivas en forma presencial.

Por otra parte, estarán habilitados los comercios esenciales, los comercios con envío a domicilio y para llevar (take away). Sólo se podrá circular en las cercanías del domicilio, entre las 6 de la mañana y las 18, o por razones especialmente autorizadas.

Las medidas a aplicar -tal como estableció el Presidente aquel día- dependerán de la situación en la que se encuentre cada distrito del país, aunque en muchos de ellos regirán las normativas más estrictas.

Los negocios como peluquerías, salones de belleza y otros servicios similares, donde los clientes necesariamente deben ingresar al establecimiento para ser atendidos, permanecerán cerrados. También se suspende la actividad del personal doméstico, entre otros.

El transporte público seguirá siendo de uso exclusivo para los trabajadores de tareas esenciales y solo se permitirá la circulación para actividades de cercanía, como ir a la farmacia o a comprar algo a algún local de la zona. Quienes dispongan de los trenes, subtes o colectivos deberán tramitar el “Certificado Único Habilitante para Circulación – Emergencia COVID-19”, con el permiso correspondiente. Lo mismo ocurrirá para quienes utilicen sus vehículos particulares y decidan trasladarse.

El Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) 334/2021 se establece que las personas deberán permanecer en sus residencias habituales y “solo podrán desplazarse para aprovisionarse de artículos de limpieza, medicamentos y alimentos y otros artículos de necesidad en los comercios esenciales y para retiro de compras autorizadas por este decreto, siempre en cercanía a sus domicilios”.

No obstante, el texto precisa que“podrán realizarse salidas de esparcimiento en espacios públicos, al aire libre, de cercanía, en horario autorizado para circular, y dando cumplimiento a las reglas de conducta generales y obligatorias”, para lo cual “no será necesario contar con autorización para circular”.

Sin embargo, se remarcó que “en ningún caso se podrán realizar reuniones de personas, ni concentraciones, ni prácticas recreativas grupales, ni se podrá circular fuera del límite del partido, departamento o jurisdicción del domicilio de residencia”.

Teniendo en cuenta que el 22 y 23 de mayo fue sábado y domingo, y que el 24 y 25 se respetaron los feriados, las medidas más contundentes se vislumbraron en los tres días hábiles tuvo la semana anterior.

Allí se detectó que la circulación de pasajeros en el AMBA se redujo un 24% respecto a los tres días previos a la implementación del DNU presidencial, informó el Ministerio de Transporte. En cuanto al transporte público, en la ciudad de Buenos Aires la reducción fue del 30%, mientras que en el Gran Buenos Aires fue del 25%.

Continuará vigente la prohibición de circulación nocturna, que regirá desde las 18 horas hasta las 6 horas del día siguiente. La única excepción a esta norma será para los trabajadores esenciales, quienes además podrán usar el transporte público si pertenecen a los sectores mencionados en el DNU. También podrán transitar, aunque sin usar el transporte público, las personas que cumplan diversas tareas ya estipuladas en el marco de actividades y servicios.

Con información de Infobae