Las pérdidas por el paro de transporte ya superan los 20 mil millones

Casi no hubo ingreso de camiones en los principales puertos. Hay 50 barcos varados y se sumarían 30 más en 5 días.

El paro de los transportistas ya empezó a golpear fuerte la economía. Este martes el complejo agroexportador de la región centro se vio paralizado por los transportistas de granos nucleados en FETRA. La medida de fuerza, que se inició el lunes, incluye un cese de actividades por tiempo indeterminado.

En las 19 terminales portuarias del sur de Santa Fe ingresaron ayer lunes unos 1200 camiones. Hoy martes, en tanto, estaba previsto que operen alrededor de 8.500 vehículos. Sin embargo, según datos de Williams Agroservicios a los que accedió LPO, ingresaron apenas 18 camiones.

En la zona de Quequén, por su parte, no ingresó ni un solo camión cargado con granos. En Bahía Blanca lograron ingresar hoy unos 144 vehículos cargados con trigo y maíz. Los datos oficiales evidencian el alto acatamiento de la medida de fuerza dispuesta por FETRA.

“Son 200.000 toneladas que no ingresaron al circuito comercial a un costo de 100 millones de dólares por día”, advirtió Gustavo Idígoras, director ejecutivo de CIARA-CEC. “Ya hay 50 barcos varados y en los próximos cinco días se sumarán 30 más”, proyectó.

“Los camioneros no encuentran gasoil. Nosotros acercamos una solución concreta para sustituir ese faltante con biodiesel y no tener que importar el combustible en dólares. Tenemos la capacidad para hacerlo. Pero es necesario que el Gobierno y las petroleras se sienten a acordarlo”, explicó Idígoras.

En este sentido, se calcula que la Argentina deberá importar GNL, gas de Bolivia, gasoil y fuel oil por unos 13.500 millones de dólares durante el 2022 a partir de la suba de precios internacionales (la capacidad de producción anual de biodiesel asciende a 3,9 millones de toneladas).

Las autoridades de FETRA fueron convocadas por las autoridades del Ministerio de Transporte a una reunión este miércoles a las 9.30 horas. Además de buscar soluciones en lo que respecta al gasoil blue, buscan también actualizar las tarifas de referencia a los fletes de granos.

El dato es que la última actualización se dio en febrero pasado. Los transportistas aseguran que los precios quedaron desactualizados en línea con la suba de la inflación. Los productores, por su lado, afirman que no están dadas las condiciones para otorgar un nuevo aumento.

La cuestión es que el faltante de gasoil está complicando el avance de la cosecha gruesa. Cabe mencionar que el campo consume alrededor de 2.000 millones de litros de gasoil por año (entre los meses de abril, mayo y junio se da gran parte de esa demanda).

En el segundo trimestre, justamente, se cosecha la soja y el maíz. La producción de ambos cultivos rondará este año las 90 millones de toneladas. La mayor parte de ese volumen debe movilizarse en camiones y trenes de los campos a los puertos y centros de acopio.

En este contexto, el ministro de Agricultura Julián Domínguez estuvo este martes en la inauguración del Campo de Desarrollo Tecnológico de BASF en Rojas. Allí ratificó que “por dos años” no habrá suba de retenciones. “Queremos llevarle tranquilidad a los productores”, señaló. 

LPO